jueves, 19 de marzo de 2009

200 blogs y webs, más de 1300 seguidor@s en la campaña de Facebook

Cada vez somos más y no vamos a callarnos.
No vamos a ceder a la presión de la iglesia para intentar evitar que la ley de interrupción voluntaria del embarazo en España se modifique porque tiene que ver con los derechos de ciudadanía por los que hace tiempo estamos peleando.
Mantendremos pues abierto el canal y la campaña de Las Linces hasta lograr el objetivo.

6 comentarios:

gonzalo dijo...

ya esta bien de que la iglesia trate de usurpar derechos a las mujeres. es hora de que actuemos pidiendo a los ciudadanos que se marque la casilla de la renta para fines sociales. ni un euro para alimentar la hipocresia.

Anónimo dijo...

Sobre este tema de la Iglesia y el aborto, recomiendo una novela de Luis Murillo titulada La Púrpura Negra. Este thriller plantea, aparte de otras cuestiones candentes, el tema clave de en qué momento el embrión se puede considerar persona humana. Este es el nudo gordiano de la cuestion. Mientras no se resuelva
este punto, la polémica continuará eternamente

ciudadanoe dijo...

hola! me parece muy buena idea... otras personas también han comenzadoa hacer lo propio...de una manera un poco más descarada y punkarra, pero bastante impactante! podéis verlo en esta entrada: http://ciudadanoe.blogspot.com/2009/03/cuprogui-lifestyle.html

Anónimo dijo...

Bravo. Es escandoloso que justifiquen la excomulgacion de una niña violada con riesgo para su salud en Brasil. Pero en que realidad viven?

M.J. dijo...

Pues si tenéis mucha razón. La Ley del aborto tiene que mejorar y por supuesto no deberían oponerse a ello!!!!


http://rokablog.blogspot.com

Cruzado dijo...

No podrán, el derecho al aborto igual que otros muchos es voluntario y un logro que las mujeres y los hombres de este país hemos conseguido para aquel que lo necesite y desee.

@Carmen Baños Ruiz, no, no pueden hacerme renegar de mi fe, que para eso es mía. Eso sí, refuerzan más mi convicción de que yo soy creyente y ellos no.

Mucho ánimo a todos los que apoyamos esta campaña. Es una pena que tengamos que luchar por conservar lo que tenemos en vez de lograr nuevos avances.

Que se dejen de tonterias y repartan hostias entre los miembros del PP que muchos tienen de qué arrepentirse.